FIESTAS PATRONALES EN BENIDORM por Manuel Palazón

Manuel Palazón

Por fin podemos decir que este año celebraremos nuestras Fiestas Mayores Patronales. Por lo menos al 80 %. La semana cultural está transcurriendo felizmente, incluso enriquecida con respecto a años anteriores: música, teatro, presentación de libros, etc.

Habrá ofrenda de flores, después de la escenificación del Hallazgo de la Virgen. Habrá fuegos artificiales, procesiones, entradas de bandas, feria… Y misas, sin la solemnidad de las Pontificales de Perosi (el año próximo, normalizada la situación, la Agrupación Coral de Benidorm volverá a cantarlas el domingo y el lunes correspondientes, si la nueva Comisión lo tiene a bien).

Lo único que echaremos en falta es el movimiento de peñas, con sus desfiles, su música, sus locales engalanados. Eso sí,  consejo prudente es que los jóvenes no infrinjan las normas que dictan las autoridades sanitarias, ni con la ingestión de alcohol, ni con los excesos de decibelios, ni de aglomeraciones. ¿Lo conseguiremos? Desde aquí instamos a la prudencia: estamos saliendo de la pandemia, poco a poco, y  queremos pensar que en 2022 habrá fallas, hogueras, moros y cristianos, etc., es decir, todo el conjunto de actividades que caracterizan al pueblo de Benidorm.

La pandemia es una realidad, así como los contagios que, de vez en cuando repuntan, los fallecimientos que no cesan por completo… Los jóvenes dicen que les están robando dos años de su vida (¿quién se los roba?) y los mayores piensan que la vejez se precipita. Así ha ocurrido siempre con las guerras, los terremotos, los cataclismos, las epidemias… No es culpa de nadie; pero sí sería culpa nuestra si nos falta la prudencia, la sensatez y nos relajamos antes de tiempo. Con estas consideraciones, deseo al pueblo de Benidorm y a los visitantes, ¡felices fiestas! En Navidad volveremos a felicitarnos por vivir en una ciudad como Benidorm.