Ya han transcurrido varios meses desde que Carlos Olsson, regatista del CN Altea, se clasificaba para la regata transatlántica en solitario Mini Transat 2021. Siendo fruto de mucha preparación por parte del regatista y la puesta en marcha del proyecto colaborativo Bridges to the Sea, impulsado por el Club Náutico de Altea y Dictum Abogados.

Desde entonces Olsson ha dedicado los meses de invierno a realizar mejoras en el barco para hacerlo más competitivo y resistente y, a día de hoy, el Bridges to the Sea 691 se encuentra ya en el atlántico francés donde realizará varios entrenamientos en travesías y regatas para acostumbrarse a unas condiciones muy diferentes a las del mediterráneo.

Objetivos

Ahora el objetivo de Carlos es conseguir llegar lo más fuerte posible a la gran regata en septiembre de 2021, y es por eso por lo que, además de los entrenamientos y regatas que tiene por delante, estrena hoy su propio sistema de financiación participativa mediante el que da la oportunidad a aquellos interesados en el proyecto a adquirir sus millas náuticas y hacerse así compañero de viaje en esta aventura de cruzar el atlántico.

La adquisición de millas náuticas ofrecerá a los participantes del proyecto Bridges to the sea diferentes recompensas para que puedan seguir su aventura bien de cerca, desde camisetas y pulseras del proyecto, poner su nombre o marca en el barco o clases de navegación en Altea hasta una salida en el Bridges to the Sea antes de su partida.

Toda la información sobre el proyecto y la adquisición de millas náuticas esta ya disponible en la web www.bridgestothesea.com.