El Ayuntamiento de Benidorm mejora “la accesibilidad global” al yacimiento del Tossal de La Cala.

El alcalde explica que “desde las áreas de Patrimonio Histórico y Accesibilidad Universal, se trabaja de forma coordinada para que el desarrollo de estas actuaciones convivieran con el normal funcionamiento del propio yacimiento-museo.

Mejoras en Accesos

Según detalló el alcalde, se ha procede al reasfaltado y repintado de la señalización de la calle Ermita, y también de las calles del entorno de la urbanización Montbenidorm.

Se refuerzan y renuevan la iluminación de todo el entorno con tecnología ‘led’, y se ha garantiza la accesibilidad máxima a la ermita de la Virgen del Mar, a escasos metros de la puerta de entrada al ‘castellum’.

En este punto, y al igual que en mirador del Tossal, se ha sustituido un tramo del muro existente por barandilla de cristal.

Toni Pérez destaca que “esta intervención permite mejorar la accesibilidad visual que en ocasiones se deja de lado, y que está suponiendo un importante esfuerzo por parte del Ayuntamiento .

Material para discapacitados

Se han adquirido dos sillas de ruedas eléctricas para personas con problemas de movilidad.

El alcalde ha señalado que “estas sillas ya están a disposición de los visitantes, como también lo está desde el pasado verano la audioguía alojada en la web municipal y disponible a través de códigos QR con la que mejoramos la accesibilidad, en este caso sensorial, al poner a disposición de las personas con discapacidad visual un recurso que les acerca toda la información del yacimiento y los detalles sobre la importancia, funcionamiento y características de este ‘castellum’ del siglo I a.C., el único excavado en extensión”.

Desde que se inició febrero, y coincidiendo con “la culminación de estas mejoras”, el  número de visitantes creció de forma exponencial respecto a meses anteriores.

El record de afluencia fue el domingo 14 de febrero, en el que a lo largo de la jornada pasaron por el Tossal 257 personas”.