Diez años de tenis para el desarrollo en la India

Hace 10 años el tenista Rafa Nadal inauguraba en Anantapur (India) la escuela NETS (Nadal Educational Tennis School), el primer proyecto de su Fundación, en colaboración con la Fundación Vicente Ferrer. Desde entonces, en esta escuela el tenis se ha convertido en un vehículo para favorecer la integración social, el desarrollo personal y la igualdad de los más de 250 niños y niñas que se atienden cada año.
«En una zona rural y empobrecida como es Anantapur, parecía que el tenis no tenía cabida, y muchos dudaban de que este deporte pudiera ser una herramienta de cambio y empoderamiento para esos niños y niñas. Con el tiempo, se ha demostrado todo lo contrario: jugar en igualdad de condiciones, divertirse y compartir con los demás, esforzarse por querer mejorar… siempre genera un impacto positivo», dice Rafa Nadal.
Ubicado en Anantapur, una de las zonas más desfavorecidas de la India rural, el proyecto no solo contempla la práctica deportiva, sino que también ofrece a los menores clases de inglés e informática; materias claves para su futuro. A la formación deportiva y académica, se le suman chequeos médicos periódicos y una comida diaria; ofreciendo así una atención integral a los menores.
Moncho Ferrer, director de Programas de la Fundación Vicente Ferrer celebra también los 10 años del proyecto asumiendo que, “el programa de deportes NETS ha resultado ser también una potente herramienta de integración social. NETS se ha convertido en un centro que fomenta grandes valores por los que luchamos desde FVF, como son el trabajo en equipo, la igualdad y el respeto. Los jóvenes de Anantapur han mejorado su educación, autoestima y, principalmente, disfrutan sus logros y los comparten, niñas y niños juntos”.

Actualmente, la actividad en el centro se ha visto interrumpida debido a la crítica situación que está viviendo el país desde el inicio de la pandemia. De hecho, India es el segundo país del mundo más afectado por la enfermedad, solo por detrás de Estados Unidos.
Durante este periodo, el equipo de profesionales de NETS (entrenadores, profesores y personal de apoyo) no ha dejado de estar en contacto y de seguir implicado con las familias y con los niños y niñas que acuden a la escuela, “para asegurarnos de que estén bien y de que las familias más necesitadas tengan las necesidades básicas cubiertas”, explica Vishal Vijayakumar, coordinador del centro. Adicionalmente, el personal de NETS se ha sumado a las tareas de emergencia por

la Covid-19, como la distribución de paquetes de comida, para paliar la falta de alimentos durante el confinamiento.
Fundación Rafa Nadal, también en España
El arranque del centro NETS supuso el inicio de la actividad de la Fundación Rafa Nadal. Desde entonces, la Fundación del tenista balear ha evolucionado hasta convertirse en un referente en el uso del deporte como vehículo para el desarrollo personal y social, llevando los valores y los aprendizajes inherentes a la práctica deportiva a entornos desfavorecidos y colectivos en riesgo de exclusión social.
Más allá de la escuela de la India, actualmente la Fundación Rafa Nadal cuenta con una amplia presencia en España: dos Centros Fundación Rafa Nadal -en Palma y Valencia- donde se atiende a menores en situación de vulnerabilidad; 21 escuelas Más que Tenis, para jóvenes con discapacidad intelectual; y el programa de becas Study and Play, con el que facilita que jóvenes españoles puedan compaginar los estudios con su carrera deportiva en universidades de Estados Unidos.
Sobre la Fundación Rafa Nadal
La Fundación lleva 10 años trabajando para que todos los niños y jóvenes tengan acceso a las mismas oportunidades y así puedan desarrollar su máximo potencial, independientemente de su procedencia, entorno y situación socio-económica.
El deporte y la educación son los pilares de los diferentes proyectos. A través de estas dos herramientas se potencian las habilidades y capacidades de los beneficiarios, se refuerza su integración y desarrollo personal y social, y se promueven valores como el respeto, la igualdad, el compañerismo, el esfuerzo y la confianza. El trabajo de la Fundación Rafa Nadal gira en torno a tres áreas de acción: integración social de menores vulnerables, atención a jóvenes con discapacidad intelectual y promoción del talento.