• El Síndic resuelve una queja del PPCV sobre un caso de adoctrinamiento en el IES Jaime I de Burriana y pide a la Conselleria que recuerde al personal “el deber de imparcialidad” en el ejercicio de la docencia“Hay un responsable político, que es Puig, que suma ya más de 20 sentencias en contra de su política educativa y lingüística”
  • La presidenta del Partido Popular de la Comunitat Valenciana, Isabel Bonig, ha afirmado hoy que el Síndic de Greuges “ha hecho una enmienda a la totalidad a la política educativa de Puig”.

   Bonig se ha pronunciado así en rueda de prensa junto a la portavoz de Educación del GPP en Les Corts, Beatriz Gascó, en la que han dado a conocer la resolución del Síndic de Greuges tras la queja del PPCV sobre un caso de adoctrinamiento por parte de un docente en el IES Jaime I de Burriana.

   Bonig ha afirmado que “una vez más el PPCV está defendiendo un principio básico de nuestra democracia como el del pluralismo político” y ha indicado que su formación “no va a tolerar ningún ataque político y a la libertad desde las aulas por parte de funcionarios públicos”. Bonig sí ha mostrado su apoyo “a miles de profesores de la Comunitat Valenciana que ejercen la tarea de enseñar libremente”.

   La queja se sustenta en la “presunta vulneración del mandato constitucional de la obligación de las administraciones públicas de servir con objetividad al interés general y a la neutralidad ideológica”. El docente dio dos artículos a los alumnos, cuyos titulares eran El PP es el único responsable del debilitamiento de la sanidad pública y Por los recortes del PP el sistema nacional de ciencia ha perdido 20.000 millones de dinero público. “Evidentemente no hace falta pensar mucho para ver cuál era la intención del profesor, responsabilizar al Partido Popular de la pandemia en España”, ha manifestado Gascó. “Es un tema muy grave y por eso las familias decidieron acudir a los medios de comunicación a denunciar estos hechos y también se pusieron en contacto con nosotros. En ese momento la Conselleria emitió un comunicado diciendo que estaban muy tranquilos porque la inspección no tenía constancia de ninguna queja de las familias y que el contenido estaba perfectamente enmarcado en un tema, el 8, a pesar de que el trabajo se hizo casi dos semanas antes de que se impartiera ese tema en cuestión”, ha explicado.

   Bonig ha manifestado que el informe del Síndic “es duro” y ha indicado que aquí “hay un responsable político, que es Puig, que acumula ya más de 20 sentencias que le han tumbado su política educativa y lingüística”. Asimismo, la presidenta del PPCV ha criticado que Puig “siga de vacaciones” y ha criticado la ausencia de los miembros del Consell y la falta de gestión. “Llamo a la puerta del Consell para preguntar si hay alguien. La Comunitat Valenciana está atravesando como toda España Europa una crisis sanitaria sin precedentes y también una crisis económica y el Consell no está”, ha añadido.

Conclusiones del Síndic

Por su parte, Gascó ha manifestado que el PP se mostró disconforme con las alegaciones realizadas por la Conselleria al Síndic de Greuges, por lo que presentaron sus propias alegaciones. Asimismo, ha señalado que las familias “no denunciaron porque tenían miedo de que se tomarán represalias con sus hijos”.  “Una vez que el Síndic resuelve el expediente las recomendaciones son claras, ya que dicen textualmente que la educación pretende enseñar a pensar pero no le corresponde decirte lo que tienes que pensar. Además dice que consideramos que lo denunciado, objeto de esta queja, puede alterar o no garantizar de modo adecuado el principio de pluralidad que siempre debe guiar a los centros educativo”, así como que no se puede negar que los artículos utilizados por el docente para desarrollar la práctica no han sido idóneos, sencillamente pues no se plurales.

   Otra de las manifestaciones del Síndic señala que se desprende cierta parcialidad en la presentación de la información facilitada al alumnado para desarrollar las actividades encomendadas, dando una información entendemos que limitada y pide a la Conselleria de Educación que se recuerde al personal docente el deber de imparcialidad en el ejercicio de la docencia; imparcialidad que supone pluralidad y por tanto la utilización de material didáctico del contenido plural que abarque las distintas visiones contrapuestas del mismo hecho.

   Para Beatriz Gasco estamos ante un tema “muy grave”, y ha pedido al Jefe del Consell, Ximo Puig, que actúe de inmediato y abra un expediente disciplinario al docente, “porque además los hechos han quedado acreditados”. Asimismo, ha pedido el cese “fulminante” del conseller Marzà. “No puede estar sentada en el Consell una persona que además de hacer la vista gorda ante casos de adoctrinamiento los encubre”.

   Por último, la portavoz de Educación ha señalado que si Puig no hace nada el PP exigirá a la Conselleria que abra ese expediente disciplinario “y si no nos hace caso iremos a los tribunales”. “Queremos garantizarles las familias la neutralidad y la libertad en la Comunidad Valenciana y si esto no se cumple el Partido Popular hará de muro de contención ante todo aquel que quiera adoctrinar”, ha concluido.