El Certamen Internacional de Bandas de Música Villa de Altea organizado por la Sociedad Filarmónica Alteanense volvió un año más a la Villa Blanca con su celebración este pasado sábado en el Palau de Altea.

Este año han concursado tres bandas sinfónicas y el lema del certamen ha sido “Mar de Cultures”, en homenaje a la designación de Altea como Capital Cultural Valenciana.

Las bandas a concurso fueron Sociedade Musical de Pevidém proveniente de Portugal con 80 músicos, la Orquesta de Sopros Da Academia de Artes de Chaves de Portugal también con 120 músicos y la Unió Musical de Llíria de València con 135 músicos.

Los premios se dieron a conocer por orden de actuación, obteniendo así la Sociedade Musical de Pevidém un segundo premio con una aportación económica de 3.000 euros por su participación. La Orquestra de Sopros Da Academia de Artes de Chaves obtuvo un primer premio y el jurado le otorgó el Trofeo SFA y el premio “Villa de Altea”, dotado con 6.000 euros. Y por último, la Unión Musical de Llíria obtuvo también un primer y una aportación económica de 3.000 euros por su participación.