Las actuaciones de mejora de la escena urbana y de las zonas ajardinadas han llegado también al barrio de La Cala, y más concretamente al Parque de Tamarinos, situado en la avenida Vicente Llorca Alós, frente a la playa de Poniente. El alcalde de Benidorm, Toni Pérez, y el concejal de Escena Urbana, José Ramón González de Zárate, han informado que el proyecto perseguía “acondicionar paisajísticamente este parque, para que mantenga unos cánones de belleza y de uso medioambiental exigidos por nosotros en cualquier intervención, pero especialmente en esta zona”.

El alcalde ha recordado que “a lo largo de los años” se han realizado diferentes obras en el entorno de este parque, pero no en el mismo. Pérez ha señalado que “estábamos convencidos de que este jardín necesitaba una remodelación y ordenación paisajística, y la plantación de especies, y esa ha sido justo la finalidad del proyecto”, valorado en 44.522,56 euros.

Pérez ha detallado que para mejorar el mantenimiento de esta zona ajardinada, “se han retirado las tuberías de riego, que estaban obsoletas, y se ha implantado un sistema de irrigación por goteo y aspersión con programadores que permite un riego más eficiente”, ya que se puede variar en función de las necesidades y de la época del año.

La actuación incluye la siembra de césped natural, la poda de los eucaliptos, el trasplante de palmeras dentro del propio jardín y la plantación de una decena de cycas revolutas, lavanda, romero y lantanas.

El alcalde ha señalado que con esta actuación el Parque de Tamarindos “se convierte en un espacio mucho más agradable para los residentes y visitantes que transitan por La Cala o que habitualmente disfrutan de esta zona verde”, en la que también hay instalados elementos biosaludables.